jueves, 31 de octubre de 2013

ÁRBOLES DE MONEDAS

Las monedas orientales cash, como bien sabemos, son una curiosidad en sí misma. A su interesante estética, poco familiar para los occidentales, y a su continuo uso en el tiempo (más de 2000 años en China, nada menos) hoy añadimos su particular proceso de fabricación. Y es que las monedas cash, hasta bien entrado el siglo XIX, no se producían mediante técnicas de acuñación como en Occidente, sino a través de moldes. Gracias a estos moldes, las monedas se fabricaban en grupos de “árboles” como veremos a continuación.


Al principio de su existencia, las monedas cash se producían en moldes de metal, piedra o arcilla, pero más adelante, a partir de la dinastía Tang (siglo VII d.C.), se introdujeron los moldes de arena, que permitían diseños más sofisticados y precisos. Para hacernos una idea, estos moldes consistían en dos mitades con forma de bandeja, rellenadas con una arena fina húmeda sobre la que se realizaban impresiones de las futuras monedas (utilizando para ello monedas de referencia). Estas impresiones estaban conectadas entre sí mediante “canales” por los que debía fluir el metal líquido una vez se juntaban las dos mitades del molde. De esta manera, el resultado una vez se solidificaba el metal y se abrían las dos mitades del molde era el de un “árbol” con un tronco y unas ramas (los canales por los que fluía el metal) terminadas en monedas cash a modo de hojas, tal y como podemos apreciar en la imagen.
 
Dos ejemplos de "coin trees": uno de China (izda) y otro de 
Japón (dcha.) Fuente: Odd and Curious Money, C. Opitz, 1991
El paso siguiente, lógicamente, consistía en separar las monedas del “árbol” a base de golpes de martillo. Como esto dejaba restos muy evidentes de soldadura, se hacía necesario ensartar las monedas desprendidas en una barra fina de metal, para poder limar estos restos y dejar los cantos bien redondeados. Hay quien afirma que esta es la razón por la que estas monedas tenían un agujero cuadrado en el centro. Esta página, además de explicar detalladamente todo el proceso, aporta una serie de ilustraciones que nos dan una mejor idea del mismo http://www.history.ucsb.edu/faculty/roberts/coins/manufacture.html
Esta moneda china del s. XIX presenta
restos de soldadura en la parte derecha

Hoy en día quedan pocos árboles de monedas genuinos, y puede ser prohibitivo hacerse con uno de ellos, pero tenemos una segunda opción. La técnica basada en moldes se utilizó hasta finales del siglo XIX, por lo que la inmensa mayor parte de las monedas cash que podamos adquirir habrán pasado por este proceso. Lo habitual es que estén bien limadas, pero en algunos casos no ocurre así y podemos apreciar los restos de soldadura, revelando de esta forma su antigua pertenencia a un árbol. Os dejo un par de ejemplos de monedas cash chinas de principios del siglo XIX que así lo evidencian.

Dos monedas chinas del s. XIX: puede apreciarse que la
de la derecha fue mejor limada que la de la izquierda
Como nota final, conviene no confundir los árboles de monedas (coin trees) aquí expuestos, que son al fin y al cabo resultado accidental del proceso de elaboración de monedas cash , con los “árboles de dinero” (money trees), artículos decorativos chinos muy populares que consisten en pequeños árboles de metal (tronco y ramas básicamente) terminados en imitaciones de monedas cash. La diferencia es que éstos últimos sí tratan de imitar deliberadamente a un árbol, mientras que los primeros no.

Lo que está claro, sin lugar a dudas, es que el célebre dicho “el dinero no crece en los árboles” no es aplicable a esta parte del mundo… 

Odd and Curious Money, descriptions and values, by Charles J Opitz, 2nd Edition 1991 p. 75

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Translate