viernes, 30 de marzo de 2018

MONEDAS POLÉMICAS (V)

Siguiendo la sugerencia de un lector de este blog, voy a dedicar la entrada de hoy a una de las monedas más misteriosas y por tanto más codiciadas de la numismática moderna española: la peseta de 1946. Es un caso verdaderamente extraño de "moneda en prueba circulada" que hace de ella la moneda de más alto valor de entre las que se clasifican como emisiones del "Estado Español" (es decir, las correspondientes al régimen de Franco). No se conocen más que 149 ejemplares (de los cuales solo uno de ellos está en condición S/C) y para unos pocos coleccionistas encontrarla en los cajones de sus casas después de décadas de pasar desapercibida ha supuesto algo muy parecido a la obtención de un premio en un juego de azar.

Para comprender mejor esta peculiar pieza es necesaria situarla en su contexto histórico. A mediados de los años 40 del siglo pasado España acaba de salir de una guerra civil devastadora en la que el régimen fundado por los vencedores busca su lugar en un mundo claramente hostil hacia ellos. Los Aliados recelan de unos gobernantes que lo eran gracias a la ayuda de las derrotadas potencias del Eje por lo que el aislamiento de España en el contexto internacional es evidente, aunque las potencias vencedoras no muestran demasiada inclinación por forzar una caída del franquismo. Poco después la Guerra Fría situaría al régimen del lado del bloque occidental, lo cual facilitaría si integración paulatina en los organismos multilaterales.  Dentro de nuestras fronteras Franco aseguró la perpetuidad de su gobierno mediante la Ley de Sucesión de 1947 gracias a la cual España volvía a constituirse oficialmente como reino otorgándole la jefatura de estado de forma vitalicia.

jueves, 15 de marzo de 2018

EFECTOS DE LA HIPERINFLACIÓN (X): CHINA


Fiel a una tradición autoimpuesta de conmemorar los aniversarios de Curiosidades Numismáticas con monedas o billetes orientales, me complace compartir hoy un repaso sobre la experiencia hiperinflacionaria de China, ligada estrechamente a los momentos más dramáticos que vivió este país durante el siglo XX: la guerra civil entre el Kuomintang y el Partido Comunista y la Segunda Guerra Mundial. Si bien es cierto que se trata de un escenario de enorme complejidad (nada en un país de las dimensiones y la historia de China puede ser simple) las causas de la hiperinflación deben buscarse en la gestión de la economía y las finanzas por parte del Kuomintang y su líder indiscutible Chiang Kai Shek.

Chiang Kai Shek (1887 - 1975)
(fuente: wikipedia)
Hasta los años 20 del siglo pasado no había existido una institución en China que hiciera las veces de Banco Central. El sistema monetario chino, pese a las enormes cantidades de cobre en circulación, estaba basado en el intercambio de plata. Los bancos privados que operaban por el país emitían sus propios billetes canjeables por plata, que podían circular libremente junto con billetes de otros bancos. Esta falta de control central curiosamente servía de freno a la inflación, pues a los bancos privados, lógicamente, no les interesaba depreciar su propio dinero emitiendo más papel del que pudieran canjear por plata. Como veremos a continuación, este principio no lo tienen por qué tener tan claro los gobiernos. 

Translate